Home | Imprimir/Print this page

Trastornos del Sueño en Niños

Niños menores de un año:

  • Apnea central del lactante: Producida por una inmadurez del centro respiratorio, produciendo que durante el sueño el niño no sea capaz de respirar en forma adecuada presentando pausas ventilatorias prolongadas. Se relaciona con el Síndrome de Muerte Súbita del Lactante. Ambas patologías tienen una carga genética relacionada. El diagnóstico se hace mediante los antecedentes clínicos, examen físico, exámenes de laboratorio y Polsomnografía, siendo este último el examen definitivo para confirmar el diagnóstico. El manejo se realiza instruyendo a los padres en disminuir los factores de riesgo, como evitar contaminación intradomiciliaria (fumar, estufas contaminantes, etc.), el bebé debe dormir boca arriba, evitar el sobreabrigo y compartir la cama con el niño, promover el uso del chupete que ha demostrado ser un factor protector para la muerte súbita. Capacitación a los padres en reanimación cardiorrespiratoria básica y uso de monitor de apnea, que los alerta en caso de que el lactante presente una apnea. Normalmente después del año de edad los eventos ya no se presentan.
  • Insomnio de conciliación y/o múltiples despertares durante la noche: Favorecido por una conducta inadecuada en el uso de las pautas de higiene del sueño, el manejo en este caso es apoyado con psicóloga con experiencia en pautas de crianza y manejo del vínculo afectivo entre los cuidadores y el niño. Generalmente no necesita exámenes de laboratorio ni farmacoterapia y la respuesta al tratamiento es favorable.

Prescolares y escolares

  • Apnea obstructiva del sueño: Se produce principalmente por la presencia de adenoides y/o amígdalas aumentadas de tamaño que cierran el paso al aire por la vía aérea superior. Esto produce que el niño presente ronquido nocturno y pausas respiratorias, también puede mojar la almohada con saliva, andar somnoliento, irritable y desconcentrado durante el día. El diagnóstico se hace con la historia clínica, examen físico y una nasofibroscopia, que visualiza en forma directa el grado de obstrucción de la vía aérea. El tratamiento es quirúrgico, con muy buena respuesta.
  • Pesadillas, terrores nocturnos y sonambulismo: estas parasomnias producen mucha intranquilidad en la familia, ya que son muy llamativas y alarmantes, los niños frecuentemente gritan o lloran durante la noche, en el caso de los terrores nocturnos no recuerda lo sucedido, sí en las pesadillas. En el sonambulismo caminan dormidos y en ocasiones pueden realizar acciones compleja, como bajar escaleras o ir al baño. En general estas parasomnias son benignas, tienen predisposición genética y no producen repercusiones en las actividades de la vida diaria. El manejo es principalmente de educación explicando a los cuidadores la benignidad de los cuadros.
  • Enuresis nocturna: Emisión de orina durante la noche, lo que interfiere en un adecuado dormir del niño y la familia. Es un trastorno heredado de los padres o sus familiares. Se estudia con evaluación clínica y exámenes de laboratorio para descartar enfermedades como infección urinaria o diabetes mellitus. El tratamiento médico farmacológico es exitoso en la mayoría de los casos.

Adolescente

  • Síndrome del retraso de la fase del sueño: Característico de los adolescentes, ellos concilian el sueño más tarde y deben dormir entre 8 y 10 horas para funcionar en forma adecuada durante el día, por esto se despiertan tarde, muchas veces al mediodía. El manejo es conductual, haciendo con ellos horarios programados de sueño, estudio, alimentación, deporte, etc. Permitiendo que los fines de semana puedan dormir hasta tarde eso sí, dependiendo de las actividades programadas.

Para más información sobre estos trastornos o nuestros servicios, por favor escríbanos a info@centrodelsueno.cl

Subir
www.sigmasleep.com | www.londonsleepcentre.com | www.edinburghsleepcentre.com
Centro del Sueño: Luis Pasteur 5607 | Vitacura, Santiago. Chile | 02 596 24 80 | info@centrodelsueno.cl
Oximed Indura
Version 3 : diseñado por Alberto Maluje